Críticas, I recommend, musica

Mumford and Sons en Barcelona

mainMumford and Sons han sido una de las bandas sonoras de mi casa durante los últimos tres años (la suerte de tener un blog es que puedes buscar la primera vez que escribiste sobre ellos y ver la fecha, como en esta ocasión). En el verano de 2010 mi hermana y yo ya tocábamos en el ukelele la canción “Little Lion Man” y coreábamos los uuuuhhhss y aaahhhhhs de sus melodías.

¿Qué tal el concierto de anoche en Barcelona? Tengo dos aspectos a comentar:

– Mumford: Son muy grandes. Son buenos y su música está pensada para ser cantada en directo, con cuanta más gente mejor. Los coros, el ritmo de batería, el juego de luces (que, a pesar de ser tan sencilla, fue fantástica y me recordó al que ya hacían en su primer videoclip). Ellos son buenísimos, suenan exactamente igual que en los discos y se comen literalmente el escenario. Aporrean sus instrumentos, no paran quietos y transmiten esa motivación al público. También me sorprendió que tocasen sus singles más importantes (“Little Lion Man” y “I will wait”) en la primera media hora. Quemaron los cartuchos importantes al principio, aunque eso no influyó para nada en el estado de animo del público.

– El evento: Aunque el Sant Jordi Club sonó bastante bien, creo que no era el espacio adecuado para la banda. Sólo hace falta ver el videoclip “I will wait” para ver qué funciona: un espacio abierto, de noche (o al atardecer) y una buena iluminación. La iluminación ya la tenían, pero el espacio cerrado del Sant Jordi Club les hizo un flaco favor. A mi me recordaba a los conciertos de final de Instituto. Una cancha de basket donde los amiguetes se juntan y no hacen mucho caso de lo que ocurre sobre el escenario. ¿Y porqué digo esto? Porque me parece horroroso ir a ver un concierto y que la gente que te rodea en lugar de escuchar a la banda se pongan a hablar entre ellos. ¿Para qué vas a ver a alguien si el 80% del concierto vas a estar hablando? Para eso no vayas porque ni vas a disfrutar tú ni dejarás que disfruten los que están a tu lado.

Esto no quita que Mumford & Sons son buenísimos y que lo pudieron demostrar durante más de una hora y media de setlist, pero es una pena que el público que asistió (que yo creo que la mayoría eran nuevos fans que sólo se sabían dos o tres canciones) y el espacio (lo bonito que hubiese sido el espacio Grec) estropeen una actuación.

Estándar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s